Sistemas de mezcla tibia

Sistema de mezcla tibia Astec Generation 3

La industria de pavimentación son asfalto conoce muy bien los beneficios de la mezcla de asfalto tibio, como el bajo consumo de energía, las bajas emisiones y la eliminación de humo visible. La tecnología de mezcla tibia permite que la mezcla se prepare y se coloque a más bajas temperaturas que la mezcla en caliente convencional. Para lograrlo, la viscosidad del cemento de asfalto líquido (AC) debe permanecer en niveles mínimos en temperaturas bajas. Mantener una baja viscosidad a temperaturas más bajas permite que la mezcla fluya libremente por los equipos de colocación, transferencia y almacenamiento. A su vez, la mezcla se compacta con mayor facilidad.

El sistema de mezcla tibia de Astec logra mantener una temperatura más baja a un menor costo al eliminar la necesidad de agregar aditivos o cemento de asfalto especial. En cambio, el sistema de mezcla tibia de Astec inyecta una pequeña cantidad de agua en el asfalto líquido para crear burbujas de vapor microscópicas. Estas pequeñas burbujas reaccionan para reducir la viscosidad del asfalto líquido, lo que permite que se pueda trabajar con la mezcla a temperaturas más bajas.


Inyección por solenoide

El agua ingresa al sistema por una bomba de desplazamiento positivo controlada por realimentación. Al usar controles de retroalimentación, la velocidad de la bomba se ajusta para mantener el flujo adecuado de agua en función del flujo de cemento de asfalto líquido. Los controles PLC permiten el flujo de agua constante y sin complicaciones a medida que los niveles de producción aumentan o disminuyen.

Colector de cemento de asfalto para mezcla tibia de Astec

Inyectores de acero inoxidable

El agua se inyecta en el cemento de asfalto líquido a través de dos inyectores de agua de acero inoxidable, que hacen ingresar agua a alta presión en una cámara de espuma de forma continua.

Corte lateral del sistema de mezcla tibia de Astec

Sección transversal del colector del bitumen

A medida que el agua se inyecta en el cemento de asfalto líquido, las gotas de agua rápidamente se convierten en vapor, y así generan burbujas de vapor microscópicas que son necesarias para reducir la viscosidad.


Un mejor revestimiento

El cemento de asfalto líquido tiene un mayor volumen, lo que le permite cubrir una superficie más grande y usar, a la vez, la misma cantidad de líquido. Es decir que el líquido se distribuye mejor sobre el agregado. Las temperaturas más bajas de la mezcla también pueden aumentar el volumen de producción máximo.

Una menor oxidación

Producir una mezcla de asfalto a temperaturas más bajas conduce a una menor oxidación, lo que prolonga la vida útil del pavimento. El nivel de oxidación se duplica cada aumento de 25 °F de incremento en la temperatura.

Una mezcla con baja viscosidad se compacta con mayor facilidad

Disminución del humo azul

En la imagen de los silos de arriba, el silo de la izquierda contiene el asfalto de mezcla en caliente tradicional. El silo de la derecha contiene asfalto mezclado a temperaturas más bajas con el sistema de mezcla tibia de Astec. No hay dudas de que sale menos humo azul del silo de la derecha. Una menor cantidad de humo azul significa menos emisiones visibles y menos olor.

La menor cantidad de humo azul no solo se aplica al asfalto cuando está almacenado en los silos sino también al sitio de trabajo donde se coloca el asfalto.

Depósito de agua

Los paquetes del sistema de mezcla tibia incluyen un depósito de agua libre de corrosión montado sobre base. Hay un paquete opcional para clima frío para evitar que los componentes se dañen al trabajar en climas fríos. Cuando se interrumpe el suministro de agua, una alarma de bajo nivel de agua alerta al personal de la planta para que el problema pueda solucionarse rápidamente sin desperdiciar mezcla. Los tamaños de los sistemas de reserva de agua se ajustan a las necesidades del cliente.


Website Translation by MotionPoint